Tipos de Vino

Tipos de vino - Clasificación por vinificación, gusto y añadaCiertamente, hay muchos tipos de vino diferentes para elegir. Muchos bebedores casuales prestan poca atención a las diferencias entre categorías. Para la mayoría de ellos, la única consideración para un vino es el buen gusto.

Sin embargo, para muchos aficionados el vino es un asunto serio. Comprender los diferentes tipos de vinos puede ayudarte a reducir las opciones y seleccionar el mejor tipo de vino para tu siguiente lote.

Primero de todo, es importante entender que, si bien el vino generalmente se hace con uvas, en realidad, se puede usar prácticamente cualquier tipo de materia vegetal para su elaboración. Vino es un término amplio que se refiere a la fermentación de materia vegetal con el fin de producir una bebida alcohólica.

Por supuesto, la mayoría de las personas piensan que las uvas son la base del vino, pero otras fuentes incluyen arroz (sake), varias frutas (saúco, pomelo, cereza, etc.), cebada e incluso miel (hidromiel). A los fines de esta breve explicación, nos quedaremos con las variedades de vino elaborados con uvas.

Tipo de vinos según vinificación, sabor y añada

El vino de uva puede clasificarse siguiendo varios criterios, incluyendo el método de vinificación, sabor y añada. Incluso según el momento en que es servido. Sigue leyendo se quieres aprender lo que significa cada una de estas categorías:

Vinificación

La vinificación es el método por el cual el jugo de uva se fermenta en vino. Las prácticas seguidas durante la fermentación son las que determinan el tipo de vino que puede obtenerse.

Un malentendido común del bebedor promedio es que los colores del jugo de uva varían y esa diferencia es la que produce vinos tintos, blancos o rosados. En realidad, todas las uvas producen jugos claros (o muy cercanos a los claros). El color del vino que compramos depende de si las pieles de uva (hollejo) se han dejado en contacto con el jugo durante el proceso de fermentación.

Los vinos tintos han sido fermentados de esta manera; los blancos no han fermentado en intimidad con las pieles de uva; el vino rosado es una combinación de los dos con cierto grado de maceración. La intensidad del prensado también influye en el color, que será más intenso cuanto mayor sea aquélla.

Cuando se emplean uvas, los tipos de vino se dividen en tres categorías: rojos, blancos y rosados:

Vinos tintos

Los tintos no solo son diferentes en color de los vinos blancos y rosados, sino que también tienen sabores más fuertes y ricos. El color exacto de un vino tinto puede variar de marrón rojizo a rojo completo a un color púrpura oscuro. Es es contacto con la piel de las uvas lo que da color a los vinos tintos. Cabernet Sauvignon es uno de los tipos más populares de vinos tintos. Otros rojos populares incluyen Garnacha, Merlot, Pinot Noir, Petit Verdot o Zinfandel.

Vinos blancos

Los vinos blancos suelen tener un sabor más delicado. El color real del vino blanco varía desde el amarillo más pálido hasta un dorado profundo. Algunos vinos blancos pueden incluso tener un color verde pálido. Hay varios tipos diferentes de vino blanco bien conocidos. Chardonnay es uno de los tipos más populares de vinos blancos junto con Sauvignon Blanc, Pedro Ximenéz o Riesling.

Vinos rosados

También conocidos como vinos rubor, los vinos rosados se elaboran con las mismas uvas que se usan en el vino tinto; Sin embargo, se someten a un período de contacto mucho más corto con la piel de las uvas. Esto da como resultado un delicado color de rubor.

Vinos espumosos

Los vinos espumosos, como el cava, champán, vinos de aguja y otros, tienen características burbujeantes causadas por la adición de dióxido de carbono. Este efecto se logra fermentando el jugo de uva dos veces. La primera vez, el jugo se fermenta en recipientes abiertos, que permiten que escape el dióxido de carbono. Durante la segunda fermentación, el jugo se mantiene en recipientes cerrados, atrapando e infundiendo los gases.

Sabor

La mayoría de los vinos se describen como secos, semisecos, abocados, afrutados o dulces. Técnicamente, esto se refiere a la cantidad de azúcares que quedan después de que se completa la fermentación. Los vinos con pequeña cantidad de azúcar residual son más secos mientras que los vinos dulces tienen un alto contenido de azúcar (más de 50 g/l). Probablemente hayas notado que los vinos se clasifican en la tienda con los números de 1 a 3. Los vinos con mayor número tienen más azúcar y, por lo tanto, son más dulces.

Más allá de esta clasificación básica de sabor, los expertos en cata de vinos han desarrollado un sistema de clasificación basado en los sabores y aromas más profundos que exudan. Muchos profanos pueden considerar que este es un sistema un tanto desconcertante, pero los profesionales de la cata consideran que la capacidad de discernir elementos sutiles del sabor de un vino es una insignia de honor. Como ejemplo, Cabernet Sauvignon es una variedad popular que, según los catadores de vino, contiene una combinación de grosellas negras, chocolate, menta y sabores de tabaco.

Añada

Vintage es una clasificación sencilla. Se refiere al año de la cosecha de uvas del que se hizo una botella de vino. Esto es importante porque muchos productores de uva tienen cosechas excepcionalmente buenas solo durante ciertos años. Además, las mejores uvas generalmente se seleccionan para su uso en botellas vintage de productores que aseguran el vino de la más alta calidad de la cosecha de ese año.

Para que un vino se considere envejecido, debe contar, al menos con, 6 meses de envejecimiento en barrica. Si no es así, es un vino joven, aunque esta no es una denominación oficial.

  • Vino crianza: mínimo de dos años de envejecimiento,  lo más frecuente; 18 meses los blancos y rosados), de los cuales al menos 6 meses en barrica. Las mejores variedades de uva para la crianza son: tempranillo, cabernet Sauvignon, graciano, merlot, , garnacha, entre otras
  • Vino reserva: al menos 3 años de envejecimiento (2 años los blancos y rosados), de los cuales al menos 1 en barrica (6 meses los blancos y rosados) y el resto en botella. Los revervas adquieren
  • Vino gran reserva: al menos 5 años de envejecimiento (4 años los blancos y rosados), de los cuales al menos 18 meses en barrica (6 meses los blancos y rosados) y el resto en botella.